La historia secreta del primer pueblo libre de Chile

¿Sabes qué significado tiene el nombre Putaendo?

Mucho se ha dicho sobre el significado del nombre Putaendo, pero poco se ha profundizado en su real significado. La manera más objetiva de indagar el significado de Putaendo, es buscando en la lengua que hablaban los nativos de la zona que era el idioma mapuche mapudungún.

De acuerdo a Moesbach y De Augusta, Putaendo significa “pantanos formados por manantiales”. Su nombre original habría sido “Putraintú” o “Putrayghentú”.

Durante los períodos glaciares, es decir, hace unos 10.000 años atrás, el casquete antártico era mucho más extenso que en la actualidad.

Como consecuencia de ello, la zona de nuestro territorio con la más alta pluviosidad, que actualmente se ubica al sur del río Bío Bío, en esa época se extendía hasta el río Copiapó.

A lo largo de la Cordillera de los Andes existían numerosos ventisqueros que daban origen a extensos pantanos llamados “bofedales” desde los que nacían abundantes manantiales.

Como consecuencia de la mayor disponibilidad de agua los bosques, los valles como el de Putaendo estaban cubiertos por frondosos bosques.

¿Quiénes fueron los primeros habitantes del valle de Putaendo? 

Las evidencia paleontológicas y arqueológicas han permitido a los antropólogos, establecer que los primeros habitantes que recorrieron Putaendo, fueron recolectores de frutos y semillas y cazadores de animales hoy extintos, como el mastodonte, el ciervo de los pantanos y el caballo americano, hace unos 10.000 años, durante el período que se conoce como paleoindio.

Período Arcaico y Paleoindio

Durante el período arcaico, entre los años 8.000 y 300 a. C , debido a la extinción de la megafauna, se pasó lentamente del nomadismo al sedentarismo, en lugares costeros, valles inferiores y sectores cordilleranos.

Los testimonios arqueológicos de este nuevo período están representados por: puntas de proyectil, cuchillos para faenamiento hechos de piedra, instrumentos de hueso, piedras de moler, piedras horadadas y morteros, que se pueden encontrar con cierta facilidad en Putaendo.

Numerosos estudios realizados en la zona concluyen que los primeros habitantes de Putaendo correspondieron a fines del período Paleoindio, 15,000 y 7,000 antes de Cristo.

Putaendo desde su fundación

Invasiones incas

Cuatro siglos antes, en 1485, durante la invasión inca de Túpac Yupanqui, su hijo Huaina Cápac cruzó el macizo andino y descendió por este valle, acampando en Putaendo e incorporando el valle del Aconcagua a la civilización incaica.

Expediciones de Diego de Almagro y Pedro de Valdivia

También se detuvo aquí la expedición de avanzada de Diego de Almagro, en 1536. Se registra el ingreso de Don Pedro de Valdivia hacia el valle del Mapocho en el año 1541.

La razón del tránsito de incas y españoles se debe a que el «camino del inca» pasaba por este valle. Dicha ruta fue la comunicación más expedita entre las tribus de los valles de La Ligua, Aconcagua y Mapocho.

Ejército patriota de 1817 en Putaendo

El 20 de marzo de 1831, la Asamblea de Aconcagua le otorgó el título de villa San Antonio de la Unión de Putaendo, fue el primer poblado al que llegó el ejército patriota en 1817 (Primer pueblo libre), ingresando por el sector Los Patos.

Putaendo 2007-2019

El Pueblo de PUTAENDO ante el proyecto minero Vizcachitas Holding

Putaendo es una comuna del Valle de Aconcagua, de alrededor de 17.000 habitantes, de los cuales un poco más de la mitad viven en zonas rurales, dedicados a actividades ligadas a la agricultura, pequeña minería, ganadería y turismo.

El río Putaendo, nace al unirse los ríos Rocín y el Estero del Chalaco. Las aguas provienen de las nieves invernales y de 138 glaciares de roca, recientemente inventariados por la Municipalidad de Putaendo, dando vida a sistemas de vida endémicos y muy valiosos.

Glaciares, el embalse Chacrillas y el problema de la minería

Los glaciares rocosos nos dan vida durante los largos períodos de escasez hídrica que hemos vivido y la presencia de bofedales, lagunas de montaña y 26 humedales.

El Embalse Chacrillas y una red de 37 canales de regadío, permiten el desarrollo de casi 8.000 hectáreas cultivadas y con un gran potencial de expansión.

En la actualidad el valle de Putaendo, es uno de los pocos valles de Chile, libres de la intervención de la Gran Minería química y contaminante.

Esto es un gran mérito cuando vemos con desolación lo que ha ocurrido en muchos otros lugares del país y del continente. No queremos ser un nuevo Caimanes, ni otro Quillagua, ni una nueva Calama.

Vemos a diario lo que ocurre en muchas otras partes de la Región de Valparaíso: Quintero, Puchuncaví, Petorca, Los Andes, zonas asediadas por empresas mineras, de la energía, de los combustibles, monocultivos, las que han ido en aumento y deteriorando la calidad de vida de las comunidades, así como al entorno en el que se instalan, contaminando el ambiente y afectando la supervivencia de especies de flora y fauna.

Bajo la agresión y amenaza de Los Andes Copper con Vizcachitas

Hoy, el Valle de Putaendo se encuentra bajo agresión. En la página web de la empresa canadiense Los Andes Copper encontramos un informe que muestra dónde se instalarían las diferentes unidades del proyecto Vizcachitas, que viene avanzando desde al año 1993 y que ha adquirido especial relevancia desde el año 2007.

Según este informe, ejecutarán una mina a rajo abierto justo en el lecho del río Rocín, pretenden desviar el cauce natural por 12 kilómetros, a solo 4 kilómetros de los glaciares de roca del sector de Las Launas y 20 kms río arriba del Embalse Chacrillas. Es decir, colocaran la mina justo encima del Embalse.

Y sobre este punto queremos llamar vuestra atención: el Estado de Chile ha realizado una millonaria inversión en un Embalse que viene a cumplir un anhelo de los agricultores y campesinos de Putaendo.

Autorizar este proyecto minero echa por tierra esta inversión e hipoteca el futuro de toda una comunidad. Sabemos que los desastres ambientales son una realidad inevitable de un proyecto minero, las aguas no solo se verán disminuidas por la intervención del cauce, sino que también estarán bajo permanente amenaza de contaminación. Reconocieron haber realizado 165 sondajes de manera irregular.

Contaminaron las aguas e intervinieron el cauce del río y fueron sancionados por la DGA y la Superintendencia del Medio Ambiente. Ahora quieren hacer 350 nuevos sondajes. Los Consejeros Regionales no pueden ser parte de esta insensatez, No es posible concebir la aprobación de un proyecto que destruye una comunidad.

Se dice que se debe incentivar la inversión en como parte de una estrategia de crecimiento que genere nuevos empleos. Sin embargo, sabemos que la Gran Minería da trabajo a poco más del 2% de los trabajadores chilenos.

Turismo como motor del desarrollo sustentable

Vemos países como España que han llevado el turismo a ser una industria que aporta el 15% del PIB. Nosotros tenemos mejores oportunidades invirtiendo en el desarrollo turístico de Putaendo: tenemos historia, tenemos belleza paisajística, tenemos patrimonio natural, tenemos riqueza arquitectónica, variedad gastronómica, agricultura familiar, rutas patrimoniales.

Solo faltan los líderes que deseen el verdadero desarrollo de un pueblo sin necesidad de destruir su medio ambiente. Los llamamos a que prevalezca el buen sentido común para preservar un valle no intervenido, ni contaminando por la Gran Minería química.

Ya hemos reunido más de mil cartas que solicitan la Participación Ciudadana expresando el rechazo a este proyecto. El pueblo se expresa con claridad. Hoy les toca a ustedes. Sean parte de la solución, no de un nuevo problema.

Putaendo Resiste

Agrupación Ambiental Social y Cultural Putaendo Resiste.