3 engaños que Minera Vizcachitas difunde en el Valle de Putaendo

El proyecto sí afecta los ríos y glaciares de Putaendo.

El proyecto Vizcachitas Holding de la minera canadiense Los Andes Copper, que está recién en evaluación de sondajes y cada vez más retrasada su puesta en marcha, afectaría el caudal del río Rocín y expondría a contaminación las aguas y glaciares del sector de Las Launas.

Alejandro Cassi y sus relaciones comerciales mediáticas

Hace algunos días conocimos declaraciones de Alejandro Cassi, Gerente de Asuntos Públicos de la Minera Vizcachitas Holding, difundidas a través de medios de comunicación con los cuales mantienen relaciones comerciales, que el eventual proyecto minero «no afectaría la calidad y cantidad de las aguas de Putaendo».

Al respecto, creemos que es necesario aclarar a la opinión pública que, a la fecha, Minera Vizcachitas no ha dado respuesta satisfactoria a una serie de observaciones que los servicios públicos, dentro de ellos el municipio, ha formulado a su nuevo proyecto de 350 sondajes, presentado a través de una Declaración de Impacto Ambiental (DIA).

Más aún, ha solicitado mayores plazos para responder, proyectándose para el mes de marzo de 2020 la entrega de su Adenda con las respuestas a las observaciones pendientes.

Al respecto, las organizaciones sociales y el municipio insistirán en que dicha declaración debe ser retirada del sistema de evaluación de impacto ambiental y que la Minera debe presentar en su reemplazo un Estudio de Impacto Ambiental, porque estamos seguros que la campaña de sondajes generará daños irreparables a la biodiversidad de Putaendo y en particular del río Rocín.

Adicionalmente, recordamos que sólo un Estudio de Impacto Ambiental permitiría a la comunidad putaendina, a través de una participación ciudadana, hacer sentir su voz y que sus legítimas aprensiones sean, al menos, evaluadas por los servicios públicos correspondientes.

Sin embargo, lo que resulta francamente inaceptable, es que, a través de las declaraciones del ejecutivo, la Minera incorpore al legítimo debate, falacias o medias verdades con el propósito de validar su proyecto extractivista y depredador del medio ambiente.

Andes Copper: una empresa con múltiples sanciones e incumplimientos éticos

Si hablamos de balances, queremos recordar que al cierre del año 2019 la Minera Vizcachitas Holding de Andes Copper, acumula sanciones del Juzgado de Policía Local de Putaendo (que la obligó a desmantelar el campamento minero) y por la Dirección General de Aguas (por intervenir el río Rocín y usufructuar de las aguas).

Las que se suman al proceso sancionatorio de la Superintendencia de Medio Ambiente y que la obligó a pactar un Programa de Cumplimiento que aún se encuentra en ejecución.

Todo esto demuestra que estamos en presencia de una empresa que ha dado muestras de incumplimiento de las normas medioambientales vigentes, que, aunque insuficientes y parciales al menos son un marco jurídico que se debiera respetar.

Por ello, Putaendo hizo historia en el sistema de evaluación ambiental, al presentar más de 2 mil solicitudes de participación ciudadana.

¿Y cuáles son las falacias y engaños de la Minera Vizcachitas?

Veamos, en primer lugar…

No es verdad que exista un encauzamiento del río Rocín a propósito de la construcción del embalse Chacrillas.

Durante la construcción de la pared frontal del embalse y para no impedir el paso de las aguas del río, el Ministerio de Obras Públicas, construyó un canal de derivación de 550 metros de largo, el que hoy no se utiliza y que queda disponible, de acuerdo al propio proyecto de riego para evacuar eventuales crecidas, de los cuales 400 corresponden a una excavación subterránea y el resto a tajo abierto.

Por lo tanto, se llama a engaño cuando se establece que el río se encuentra desviado en la actualidad. Con este pueril argumento, la minera pretende hacernos creer que será normal y hasta bueno desviar el río Rocín en 12 kilómetros, escondiendo la verdadera razón de este planteamiento.

Sin el desvío del río no hay minería, porque la explotación minera contempla la utilización del lecho del río en todo su ancho.

En consecuencia, la pregunta que debemos hacernos los putaendinos, es si estamos o no dispuestos a sacrificar el río Rocín, eliminar un ecosistema de montaña único en Chile Central, la flora y la fauna del lugar y que desarrollemos un turismo sustentable y que permanezca para que futuras generaciones conozcan y disfruten de un paisaje único.

El proyecto disminuirá el caudal del Rocín y exponen a contaminación el agua del río y del embalse.

Quieren intervenir el cajón del río Rocín y, con ello, estarán afectando vertientes y quebradas que desembocan en el río, lo que se ha estimado en una pérdida del 20% de la cantidad de agua, en estos tiempos todos sabemos que eso es demasiado, especialmente los pequeños agricultores.

La contaminación es una espada de Damocles: por todos es conocido que nuestros vecinos de San Esteban y Los Andes, son afectados reiteradamente por vaciamientos de relaves y concentrados al río Aconcagua.

Los eventos de contaminación de los cauces, escapan a sus posibilidades de control. Tanto el lecho del río Rocín como el costoso Embalse Chacrillas, estarán en constante riesgo de verse afectados.

El proyecto minero sí afectará los glaciares de Putaendo

La zona de glaciares de roca, a la que se hace referencia, se inicia a los 3,5 kilómetros del límite superior de la zona de plataformas de perforación, separada sólo por un cordón montañoso, no por varios como se informó.

Sobre la distancia de 5 km entre la faena minera y la zona de glaciares a que hace referencia el señor Cassi, la realiza a partir del campamento minero ubicado a 1.900 metros, que, por supuesto no genera por sí mismo emisiones a la atmósfera, pero no precisa que las plataformas construidas y proyectadas, así como los caminos y futuras tronaduras, propias de la extracción minera, se realizarían en una superficie mucho mayor a la actualmente intervenida y a alturas que sobrepasarán sin duda los 2.500 metros sobre el nivel del mar, incluso eliminando el actual cordón montañoso que los separa.

Nosotros sostenemos que los estudios de dispersión de material particulado, deberán confirmar o descartar eventual afectación a los glaciares de roca, en el marco de un futuro Estudio de Impacto Ambiental.

Por ahora, seguiremos sosteniendo que existe riesgo que los glaciares sean afectados, dañando gravemente estas reservas estratégicas de agua dulce, cada vez más decisiva en la mantención del caudal de ríos y esteros de la comuna de Putaendo.

Los glaciares son fuentes de agua en tiempos de escasez hídrica.

Conoce el sector de Las Launas (Altos de Putaendo) en la siguiente nota:

Por último, queremos reiterar firmemente que tenemos el legítimo derecho a no estar de acuerdo con un proyecto minero que pone en riesgo la naturaleza y la propia vida de quienes viven en la única cuenca hidrográfica de Chile Central sin Gran Minería y así queremos que permanezca.

¡PUTAENDO SIN MINERAS!

Organizaciones y personas firmantes:

  • Agrupación Ambiental Putaendo Resiste
  • Comité APR Rinconada de Guzmanes
  • Comité APR Casablanca
  • Movimiento Socioambiental Putraintru
  • Agru-Pasión Los 120
  • Asociación Indígena Paillacar
  • Asociación de Educación AFESAN
  • Agrupación de Crianceros Granallas de Putaendo
  • Corporación Aclowncagua
  • Agrupación Cultural Kombiteatro En Rodaje
  • Agrupación Artística Cultural Amaru
  • Francisco Duarte, Presidente Escuela de Música de Putaendo
  • Darío Cuevas, Presidente Corporación Centro Cultural Bernardo Parra
  • Patricia Cristóbal Farías
  • Mauricio Quiroz, Profesor de Historia
  • Putaendo Libre
  • Sello Capitan Music
  • Diego Morales, Cantautor, Cantante y Productor
  • Mirna Humeres Grenett, Asistente Social
  • Anyelin Muñoz Vegara, Vocera Asociación de Ganaderos Caprinos de Tabolango
  • Comunidad El Pedregal
  • Asociación Comunitaria Casa Putraintru Escuela Arte Esencia
  • Gonzalo Morales Torres, Psicólogo
  • Pablo Araya, Ingeniero Civil Ambiental
  • Guzmania Naturaleza Arte Educación